domingo, 17 de enero de 2010

GRAN VIA - EDIFICIO METROPOLIS

Este emblemático edificio, aunque técnicamente no se encuentra en la Gran Vía sino en la C/Alcalá 39, marca sin embargo el punto de arranque de la primera.

En la confluencia de ambas calles anteriormente se alzaba la conocida como "Casa del ataud", denominada así por la forma estrecha y alargada del edificio:


El proyecto fue ganado por los arquitectos Jules y Raymond Fevrier (cuya influencia francesa se hace evidente en la ornamentación y en el estilo del edificio) quienes comenzaron las obras en 1907 y siendo continuadas por el español Luis Esteve. El coste total (solar incluído) ascendió a cerca de 4 millones de pesetas (24.000€).

El edificio constituye la antigua sede de La Unión y El Fénix. "El Fénix Español, Compañía de Seguros Reunidos" fue fundada en 1864 y absorbido en 1879 por otra compañía del sector: "La Unión", pasando a denominarse desde entonces "La Unión y el Fénix Español" y derivando en lo que hoy conocemos como Fénix Directo (tras pasar a formar parte del grupo alemán Allianz). En fin, vivimos en un mundo de fusiones infinitas.

La firma decide comprar un edificio en cada población importante coronándolos con el emblema de la compañía: un joven (Ganímedes) sentado sobre un Ave Fénix (una imagen muy simbólica, sin duda, para una compañía de seguros). La mayoría han perdurado hasta nuestros días.


Los riesgos que cubría el seguro eran: "inundación, incendio, muerte, motín y destrucción de cualquier especie" y acostumbraban a colocar una placa en el dintel de cada vivienda asegurada.
El de la C/Alcalá es el edificio más representativo en el país, y fue sede de la compañía desde 1907 hasta 1910.
De inspiración francesa (estilo segundo imperio), destaca por su cúpula de pizarra (con relieves cubiertos por más de 30.000 panes de oro de 24 kilates) y su rotonda con columnas corintias, así como la multitud de esculturas de artistas de la época (entre ellos, Mariano Benlliure) y que representan la agricultura, comercio, minería e industria. Fue uno de los primeros edificios de Madrid en utilizar hormigón armado.



En 1975 cambia de manos y es ocupado por la compañía "Metrópolis", que sustituye la estatua por una victoria alada (obra de Federico Coullant Valera) y el Ave cambió su ubicación a los jardines de la nueva sede de la compañía en el Paseo de la Castellana, 33. Por unos instantes, aquel 11 de octubre de 1977, la Victoria y el Fénix se saludan en la acera, esperando el traslado a sus nuevas ubicaciones.

Como anécdota, destacar que enfrente del edificio se instaló el primer semáforo de España, allá por 1926, editando el Ayuntamiento unas instrucciones para dar a conocer a los conductores el código de colores.

¿Qué esconde su cúpula hoy, 100 años después? No hay nada de romanticismo ni misterio en el trastero mejor ubicado de todo Madrid.
Hoy, cerca de 200 focos resaltan lo mejor del Metrópolis en las noches de la Gran Vía.






Fotografías: madridpedia, viendomadrid.blogspot.com

12 comentarios:

BLAS dijo...

Qué emblemático es este edificio. Solo verlo y ya se sabe que uno está en Madrid, entrando a la Gran Vía desde Alcalá. Me encanta encontrármelo de frente y admirarlo en todo su esplendor. No tenía ni idea de que Mariano Benlliure había colaborado con sus esculturas a la magnificencia de esta construcción. Y me ha encantado la anécdota del primer semáforo de España :D

Besos Anele. Muy buen post, como siempre!!

cloti dijo...

Es precioso e impresionante de día, pero de noche es impactante. Menkanta.
Bssssssssss
Cloti

chema dijo...

esa zona donde confluyen gran vía y alcalá es emblemática. por cierto, el tramo de alcalá que va desde ahí hasta la puerta del sol, hace poco lo han dejado casi peatonal, con sólo un carril para los coches.
ese edificio, con el símbolo de la compañía arriba del todo, es imponente. seguro que la gente lo puede ver desde sus casas por la ventana en un radio de distancia considerable. por cierto, no sabía que la unión y el fénix había sido absorbida por allianz. con esto de la gobalización, al final quedarán cuatro empresas en el mundo que se habrán comido a todas...

chema dijo...

ah, se me olvidaba, a mí al igual que a blas, también me ha llamado la atención lo de que el primer semáforo de españa se pusiera allí. si lo piensas, no es de extrañar. es una confluencia de calles complicada, en la que hay que respetar las prioridades de paso...

Candela dijo...

Niña, a ver si te contrata la comunidad de Madrid para promocionar la ciudad, que lo haces de maravilla!!
En Cadiz aun tenemos el Edificio Fenix (con burguer king o mcdonands,lo que sea, en los bajos, toda una controversia!!), y dicho sea de paso, el fenix con su ganimides se cayo hace unos años. Por suerte no produjo daños humanos y hoy sigue en su sitio frente al muelle.

Geno dijo...

Estupenda visita la que acabo de hacer a Madrid a través de tus palñabras y las fotos. ME ha gustado

anele dijo...

Ya ves, Ruth, creo que me estoy reconciliando con la ciudad a través de esta serie. Parece como si estuviera haciendo terapia, ja, ja.
La verdad es que me divierte mucho; me alegro de que te haya gustado, Geno.

Pues sí, Chema, tienen que ser un lujo abrir la ventana de casa y toparse con esas vistas.

Blas, la misma sorpresa que tú me llevé; la de veces que habré ido al Cine Benlliure y yo sin saber que tenía una escultura en el Fénix... Apuesto a que es uno de los edificios más fotografiados de Madrid por la noche (totalmente de acuerdo contigo, Cloti).

Inma dijo...

Es un edificio imponente, e iluminado impresiona. Es una zona estupenda para pasear y por allí está mi edificio preferido, el casino.
Tiene un exterior muy proporcionado y a mí me parece bellísimo. Y dentro tiene un restaurante donde he cenado alguna ves, que está muy bien. Y de paso ves la impresionante escalera de hierro y el ascensor de madera. ¿Cuándo me dedicas una entrada sobre el casino?

Inma dijo...

Vez, quería decir vez...

anele dijo...

Sí, Inma, si es bonito de día, con los focos parece más impresionante.

Pues dame tiempo, que primero quiero meterme con los posts de la Gran Vía por lo del centenario, pero en cuantito acabe, allá por abril, te prometo que me pongo a buscar por la red lo del Casino.

También me encantó la escalera interior, es espectacular, y el ascensor me parece una monada, con su asiento y todo; ni que tuvieran que subir 20 pisos, ja, ja.

Anónimo dijo...

Madrid a veces se me torna como inaccesible, por todos los inconvenientes que surgen cuando quiero ir para allá, por eso me gustan tanto estos posts tuyos, me acercan un poquito al Madrid que tanto quiero.
Olivia

anele dijo...

Me alegro de que te gusten, Olivia. Ya he comentado en alguna ocasión que me estoy reconciliando con la ciudad a través de ellos.
Aún quedan muchos por venir...